Jueves 24 de septiembre.- Tres días de intensa agenda ha sostenido la Subsecretaria de Turismo, Javiera Montes, junto al Director de Sernatur de la Región de Coquimbo, Alberto Duarte, en la zona afectada por el terremoto y tsunami.

Las autoridades comenzaron un recorrido por la localidad de Tongoy, donde la Subsecretaria y el Director Regional se reunieron con empresarios y microempresarios, locatarios, y la directiva de la Cámara de Comercio y Turismo local, donde se constataron los daños y se dieron a conocer los detalles de la Ficha de Emergencia Productiva, la que permitirá acceder a los beneficios del programa “Reemprende Coquimbo”, impulsado por el Ministerio de Economía Fomento y Turismo.

La Subsecretaria de Turismo, Javiera Montes, afirmó que “el objetivo fundamental es reponer la actividad económica lo más rápido posible, para eso existirán una serie medidas que apuntan a entregar los apoyos necesarios a los micro, pequeños y medianos empresarios para comenzar a funcionar nuevamente”. La autoridad recalcó que “estamos trabajando en conjunto con el sector privado para reestablecer el destino y esté pueda estar disponible para la temporada estival”.

En la misma línea, el Director Regional de Sernatur, Alberto Duarte, indicó que “contamos con la voluntad y los instrumentos para apoyar a los sectores que fueron perjudicados y para potenciar los productos, atractivos y destinos de nuestra Región en su totalidad, por lo que reiteramos la invitación a los distintos servicios turísticos a trabajar conjuntamente, con el objetivo de que la próxima temporada turística alta sea exitosa”.

En su segundo día de actividades en terreno, la Subsecretaria y el Director regional de Sernatur se reunieron con la Presidenta de la Camara de Turismo de Coquimbo, Laura Cerda, con quien revisaron el catastro de los afectados y se acordaron las acciones para para potenciar el destino.

Luego de la reunión la dirigenta sostuvo que “el compromiso del sector público se transforma en hechos concretos, en promoción, difusión, coordinación.  El terremoto y tsunami dejó efectos importantes, que debemos levantar de manera unida, pero son sólo algunos sectores focalizados los que fueron afectados fuertemente.  En su gran mayoría la Región está activa en su empresa turística, el turismo no está detenido.  Nos vamos a preparar muy bien para la temporada alta, con optimismo”.

Otra de las actividades que realizaron las autoridades fue la visita al Concesión del Puerto de Coquimbo donde pudieron constatar los daños del terminal de cruceros y definir los pasos a seguir para habilitar el lugar en un corto plazo. Al finalizar el día trabajadores y agrupaciones de embarcaciones turísticas del Puerto de Coquimbo, conversaron con la Subsecretaria y el Director, donde se dio a conocer los instrumentos para reemprender tras la emergencia.

Durante su último día de actividades la Autoridad de Turismo  se reunió con la Asociación de Servicios Turísticos, Asertur, para luego dirigirse a las localidades de Ovalle, Monte Patria, Illapel y Pichigangui donde se dio a conocer la ficha de emergencia productiva y cuáles serán los pasos futuros para volver el turismo regional a la normalidad.