En la ciudad de Curicó se realizó un conversatorio multidisciplinario que contrastó los distintos puntos de vista sobre el rol esta industria como herramienta para alcanzar el desarrollo, especialmente por su rol dinamizador del empleo y las economías locales.

Ante casi 200 personas se realizó la sesión extraordinaria de la Comisión de Economía del Senado, que se trasladó hasta a la Región del Maule.  Durante la jornada, los panelistas expusieron y discutieron sobre el futuro del turismo en la economía chilena, donde uno de los temas más recurrentes fue los beneficios que trae a las regiones.

La actividad, realizada en la sede de INACAP en Curicó, contó con la presencia de los senadores integrantes de la Comisión de Economía, la Subsecretaria de Turismo Mónica Zalaquett, el Subsecretario de Economía Ignacio Guerrero, el Embajador de España, Carlos Robles; de México, Rubén Beltrán; de Ecuador, Homero Arellano y del Intendente del Maule, Pablo Milad, además de representantes del mundo académico.

En la instancia, la Subsecretaria Mónica Zalaquett destacó la oportunidad para conversar sobre esta temática junto con señalar la importancia de hacer crecer a la industria del turismo en regiones, debido al impacto que esta tiene en la economía: “Actualmente su aporte al PIB es del 3,4%, ocupa el quinto lugar en exportaciones de bienes y servicios.  En el empleo nacional el turismo representa el 3,4% y todo indica que estas cifras seguirán en alza, ya que crecimiento de la ocupación del turismo en Chile ha sido de un 18% durante los últimos 5 años”.

En la instancia se desarrollaron grupos de trabajo que analizaron el desarrollo de la industria por zonas o temas. Así, hubo diálogos sobre las zonas Cordillera y Costa del Maule; la Ruta del Vino en el Valle Central; intereses especiales del turismo y su institucionalidad.

Al respecto, la Subsecretaria Zalaquett señaló que para las mujeres el turismo representa grandes oportunidades laborales.  “En Chile la participación laboral de la mujer llega al 41%, en el sector turístico alcanza el 58% y sus cargos gerenciales las mujeres son el 40%, más que la media nacional, de apenas un 28%. Es más, en Chile la participación de la mujer en este rubro ha presentado un crecimiento sostenido durante los últimos 7 años: si en 2010 había 139 mil mujeres, para el año 2017 la cifra superaba las 208 mil personas”.